LA WEB DEL AMOR

Nunca me creíste

Nunca me creíste

Baje de peso ese verano, por despecho, para demostrarle a el de lo que se perdió al rechazar mi amor por el. Yo te veía solo como un amigo. Tu simpatía y encanto fue lo que me hizo volver mis ojos a ti. Vi tu nobleza, pude conocer ese corazón que se esconde detrás de toda esa estatura. Nunca te juzgue por tu apariencia. Siempre me importo tu forma de ser. Cuando caminamos juntos por la ciudad del pecado, esa ciudad que nunca duerme, y me contaste la historia del pozole, supe que serias el hombre perfecto para mi. Hasta que vino esa pregunta… ¿Por qué defiendes a Luis, si es un mitómano?

Solamente respondí: Por que el es mi amigo y a un amigo jamás se le abandona. Si puedes vivir con eso, perfecto, si no, lo siento, nunca dejare a un amigo solo. Decidiste no creerme, decidiste no ver que moría de amor por ti desde ese viaje. Me arrojaste al escándalo, a la burla y humillaciones de la gente, me despreciaste delante de todos. Pero en ese viaje a la montaña, donde tus ojos irradiaron otra vez amor por mi, supe que me había enamorado de un cobarde.
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=